martes, 6 de enero de 2009

Arrope y miel... le llevarán

"y un poncho blanco de alpaca real!"

Y me descubro una vez más tarareándote una canción de mi infancia. Reviviendo aquella magia con vos.
Llenando los recipientes con agua y con pastito para los camellos (bueno, lechuga, porque no hay pastito a mano). Y bombones para los Reyes. Porque vienen cansados y de muy lejos, nos decían los abuelos. Y yo te lo digo a vos. Es la fuerza de los rituales, es la fuerza de la tradición.
Me siento tan parte de un círculo. Me siento parte de la vida cuando pasan estas cosas. Recordar aquellas noches de verano. Eramos cuatro chiquitos flacos. Se nos permitía, me acuerdo, y será que el calor era tanto, sacarnos la remera. Y teníamos los jumpers sobre la piel. Qué divertido. La mirada fija en el cielo, en las tres marías, porque en algún momento iban a desaparecer, y significaba que los Reyes estaban por llegar.
Esperar a los Reyes es una de las ilusiones que recuerdo con más cariño de mi infancia. Y a Pablo le pasa lo mismo. Con esa mezcla de miedo y esperanza. Y a los dos nos pasó de creer haberlos visto. Hijo, ya sabés de qué padres has venido al mundo.
Aquí en Italia no vienen los Reyes. No me pregunten por qué, aquí toda esa celebración hispana hermosa es reemplazada por una feísima bruja que llaman la Befana. Que deja carbón a los chicos malos y dulces a los buenos, en una media. Nada de juguetes. Aunque debe haber excepciones.
Ahí están los zapatitos de Emilio, con sus regalitos. Y también los de los dos grandulones, que quién sabe por qué, nunca se han despegado del encanto de la noche de Reyes, y esperan siempre una bendición, una sorpresita, un dulce regalito, antes de desarmar el árbol y despedirlo hasta el año que viene, con esa nostalgia inmensa que dejan siempre las fiestas que terminan.

Actualización: fotitos!



las zapas de Emi esperando, junto al agua, la lechuga y los bombones!

Esta mañana, parece que alguien más sumó las suyas...


Y esta bruja????

13 comentarios:

Pompina dijo...

En Portugal sí vienen, pero parece que sólo para los niños, porque para mí no se aparecieron ni con carbón :(

Maria Andrea dijo...

Llegaron ya los reyes eran tres..... me levante' cantando esa cancion!!! Cuantos recuerdos! Tanti baci

Jime... dijo...

Que lindo post!... :_)

lala:) dijo...

que lindo post!
y que lindo es volver a nuestra infancia....
me encanto lo de los bombones para los reyes! te juro que el año que viene lo implemento, me parecio re tierno.
Me copa la ilusion que provoca en los chicos ( y en algunos grandes como nosotros tambien ja), ojala nuestros hijos amen todo esto.
besos y otro grandote a emi.
feliz año!

Betty dijo...

que post tan dulce y soñador !! me encantó!! que lindos padres que tiene Emilio !!
espero que los Reyes les hayan dejado regalitos a los 3!
un beso

Alicia Seminara dijo...

Bombones para los reyes!

Pero qué paquetería...

Feliz día de Reyes!

Florencia dijo...

Que viva el 6 de enero!, yo también guardo el recuerdo de los 5 de Enero, juntando pastito con mis vecinos, como algo maravilloso de mi infancia y logicamente que intento transmitírselo a mi hija, ojalá que nuestros pequeños lo puedan vivir con la misma intensidad, inocencia y emoción que lo hicimos nosotras.

Besos y feliz 6 de enero!!

Ronnie dijo...

Ay!!! Por acá lo vivimos tal cual describís vos la mañana. Dejamos agua, pastito (en realidad orégano de mi huertita) y las ojotitas que eligió mi gorda. A la mañana, tenía una pavadita (y yo ligué también)!! Pero lo que más le entusiasmó fue que el agua+pasto se habían ido!!! Me la morfé mal!

En las Fiestas en casa de mi abuela los que traían los regalos más importantes eran los Reyes, para Papa Noel eran más pavaditas, bien al estilo español.

Besotes!!!!!!!!!

Liduvina dijo...

¡Qué buena idea los bombones!

Los reyes chochos de la vida

Anita dijo...

sí, qué emoción que vengan los reyes. No imagino las fiestas sin Papá Noel y Reyes para los chios!
Se ve que es cuestión de familia...y haré estas cosas con mis chicos también!
Divino el gordo!

Marian dijo...

aca en HOlanda no vienen los reyes ni nada... el 6 es un dia mas. Yo, por supuesto, me olvide. Era de esperarse... la cosa de los regalos en mi flia nunca hecho mucha raiz, no se porque... pero que bueno lo de seguir las tradiciones. A mi me pasa con determinadas cosas de mi infancia, como comer castanias calentitas en un fueguito en el jardin, que las impuse y repito con el ninio y el marido. Eso lo hacia con mis hermano y mi viejo en el campo... y mi viejo a su vez con SU viejo....
que te trajeron los reyes?

Maguita dijo...

Pompi: nada de nada??? maaaaal concubino!

M. Andrea: Y yo me enteré el origen de la Befana leyendo tu blog! Baci!!

Jime: Qué bueno que te haya gustado!

Lala: Gracias por el commment y gracias por compartir la ilusión!!!

Betty: Uno más soñador que otro! jaja! (UNA más soñadora que EL OTRO). Hubo regalos paaaara todos!

Ali: Bombones o lo que haya a mano!! En la casa de mi abuelo, grandes entendedores ellos, les dejábamos también un poquito de whisky o coñac, no me acuerdo que era, jajaja.

Flor: Vos también?? Qué buenooo!!! Y Cata te da bola??

Ronnie: No se habrán indigestado los camellos con orégano??? quién sabe, por ahí son medio delicados, como los conejos, jajaja (cuelgue!). Qué divina tu gorda! Emi me parece que ni se percató que se habían esfumado las "ofrendas".

Lidu: Los Reyes si seguimos morfando bombones y chocolates vamos a terminar el invierno italiano rodandoooo!

Ani: gracias por el piropo al gordo! Ayer desarmamos el arbolito, y estaba desesperado, mi vida. Imaginate, durante un mes se la pasó cantando "aaa iii aaaa" (navidad!), cada vez que pasaba enfrente! jajaja!

marian: así que de la epifanía se re olvidaron los holandos??? mirá vos... lo de los regalos es muy depende de cada familia. De parte de mi abuela materna, por ejemplo, nunca había muchos regalitos, siempre cajitas de bon o bon y esas cosas, pero había otros encantos y otras tradiciones, como bien decís vos. Cómo es eso de las castañas?? conseguían en argentina?? yo las descubrí recién aquí en italiaaa! (las de verdad verdad, digo, las de ficción las había visto en libritos de cuentos, me acuerdo y para mí eran todo un símbolo del invierno europeo).

besos!

Maguita dijo...

ahhh, y los reyes me trajeron el celuuuu!!! un mes después, cumpliendo el castigo por haberlo perdido. Y es el primer celular a estrenar que tengo en mi vida! créase o no!